martes, 29 de julio de 2008

La Historia de las Cosas

Vuelvo...
Dejo este video, muy recomendable, que no podeis dejar de ver.
Son solo 20 minutos pero bien aprovechados.
Me ha recordado a las conclusiones que se estraen tras ver el documental La Corporación, aunque este es mucho más sintético.



Que cada cual saque sus propias conclusiones...

5 comentarios:

Phill dijo...

Es muy impactante, lo vi hace unas semanas y dice la pura verdad, así funciona al parecer el sistema y el camino que seguimos, o que nos hacen seguir parece que nos lleva hacia un final cada vez mas cercano.

Besos.

Phill dijo...

Por cierto Marian, me alegro de que vuelvas, ya pensaba que ibas a dejar morir este blog.

mua.

www.seren-dipitismo.blogspot.com dijo...

El cielo se ha despejado, Marian está de vuelta.

Edgar dijo...

Cuando aún era pequeño e iba a primaria, recuerdo que dimos el proceso de producción. Pero de la forma simplificada. Una duda que tenía era, que pasa con el agua, si no se para de consumir algún día dejará de ser potable.

El profesor me explicó que había un proceso que renovaba el agua. Volviendo esas negras aguas de los ríos en agua limpia en nuestras casas.

Le contesté... "¿no sería mejor al revés?" (todos los niños se giraron) "Si limpiamos el agua antes de tirarla, garantizamos que los peces no se mueran".

Me contestó que, tenía toda la razón. Pero que los gobiernos no lo veían así. Saldría muy caro.

Le volví a contestar... (el profesor ya empezaba a estar un tanto harto de mí) "pero, ¿no saldrá más caro a la larga? ¿cuándo ya no tengamos peces que comer?, ¿cuándo los animales y las plantas mueran?, además, el proceso lo tenemos que hacer igualmente, ¿por qué el gobierno considera que es más barato tirar la basura a los ríos y luego depurarla?"

El profesor me contestó, "es un tema muy complicado para que lo puedas entender todavía" (bonita forma de esquivarme)

Aún me sigo preguntando, porqué me contestó como un político.

Marian dijo...

Hola Edgar!
La verdad es que a veces los niños demuestran tener mucha más cabeza y más sentido común que los adultos y sus "lógicas" (pero no éticas) ideas económicas.

Y la verdad es que no... no tiene sentido. Yo tampoco lo entiendo.

Hay un proverbio de los indios que dice:
"Sólo cuando se haya cortado el último árbol, sólo cuando se haya contaminado el último río, sólo cuando se haya pescado el último pez, sólo entonces te darás cuenta que el dinero no se come."

Un abrazo.